Inicio Quienés somos Visión Consultas Contacto

Consultoría en gestión Asociatividad Valores Desarrollo local Propuestas para el cambio Links

Valores y su praxis

 

LA CONSTRUCCIÓN DE LO POSIBLE

1.Acerca de la dignidad del hombre

La “dignidad” la identificamos rápidamente como un concepto abstracto.
La misma involucra la capacidad autónoma del individuo para sentirse reconocido como tal, y con los atributos inherentes al SER HUMANO, en momento histórico.
Cualquier situación que vaya en desmedro de dicha capacidad va en detrimento del poder de realización del individuo, y por ende, de su condición humana.
Aquí es donde su percepción deja de ser “abstracta” y se hace “tangible”, a partir de su pérdida o menoscabo.
Tal vez ,el trabajo, sea el patrón común que mejor representa el sacrificio, en términos de tiempo de ocio,  que es menester realizar para con sus frutos permitir el mantenimiento y crecimiento del cuerpo y del SER que en él mora, en le proceso de transformarse en “persona”.
Su falta, por lo tanto, impide el normal desenvolvimiento de éstos (cuerpo y ser) e inhibe que el individuo se sienta “frustrado” como persona. 
Cuando no hay formas socialmente aceptadas para producir lo que nuestra existencia requiera, pasamos a una situación de “subsistencia” y con un mayor nivel de “insatisfacción”, de “frustración”.
En casos extremos, si se comprometiese la capacidad de subsistencia autónoma la “frustración” es máxima y conlleva un sentimiento de “perdida” de la  dignidad de vida asociada, se empuja al individuo ( y eventualmente a su familia ) hacia la marginación, la desesperanza y eventualmente a LA VIOLENCIA COMO ÚNICA FORMA DE LIBERAR LA TENSIÓN CONTENIDA EN LA FRUSTRACIÓN DEL SER, de su existencia como “PERSONA”.

 

2.Acerca del ser social

El ser humano es un ser social.
No sólo porque necesita la convivencia afectiva con otros seres de su especie, sino que además, fundamentalmente, ES EN TANTO SE DIFERENCIA DE.
La sociedad, es decir, un conjunto de individuos con códigos y referencias comunes, tiene en esta comunión los rasgos distintivos de su SER (el del individuo).
El individuo perteneciente a una comunidad tiene de alguna manera que SER, en la doble faceta de lo común que lo integra a dicha comunidad y lo singular, que le permite SER humano individual.
Podemos reconocer entoncés, que una sociedad no es un conjunto heterogéneo de SERES, sino más bien lo común que de ellos emerge.
Lo común emergente son sus “valores”, los códigos de convivencia compartidos y que se aceptan implícitamente, transmitiendose como “educación”.
La “dignidad” es un atributo de la condición humana y personal de cada individuo y en relación con su capacidad autónoma para diferenciarse.
Esta diferenciación se da dentro de un contexto social, siendo la “dignidad” un atributo común es por lo tanto también parte del SER SOCIAL (sociedad), y el mismo criterio aplicado para el individuo respecto de la necesidad de mantener su “dignidad” debe ser aplicado para con la sociedad.
Si partimos del supuesto de igualdad y transitividad, la sociedad debe mantener su dignidad a partir del mantenimiento de la dignidad de los individuos que la componen.


3.Acerca de la perversión

            Cuando en una sociedad se pierde el principio de igualdad surge el principio de la dominación y con este principio se obliga al individuo a aceptar lo convencional (que a su vez , en la historia humana, sólo ha representado al sujeto dominante) y aceptar no lo común, sino lo “conveniente” para el conjunto de individuos dominantes, los que tienen el poder.
Dicha aceptación conlleva la pérdida por parte de algunos individuos que no conforman el grupo dominante, de valores, entre ellos, la “dignidad”. Esto implica fácticamente la ruptura del eje comunitario (lo común emergente del ser social en condiciones de igualdad).
La falta de trabajo o el trabajo en condiciones o con salarios insuficientes para la subsistencia,  como actividad común y socialmente aceptada, obliga a algunos individuos a perder autonomía, “dignidad” y ello trae aparejado la tensión del SER individual por sentirse en primera instancia impotente para revertir por sí mismo dicha situación, luego la frustración como ser y por último la derrota del mismo por parte de lo NO COMÚN que el eje dominante impone.
Así, se llega a pervertir al individuo o llevar a éste a extremos de violencia, que no es otra cosa que la reacción hacia lo no equitativo, hacia la destrucción del propio SER.
Quién pervierte, es en sí mismo perverso, lo que no quiere decir que sea siempre “consciente” de esto, sino que lo hace utilizando herramientas de toma de decisión fuera de contexto o que en definitiva sólo solucionan un problema creando otro u otros tal vez más serios que que el que pretenden resolver.
En caso de ser conciente, es el Estado quien deberá articular y equilibrar las acciones que permitan restituir la dignidad que toda persona merece a través de los medios disponibles o a crear.
Las personas o ciudadanos no pueden ser sometidos a condiciones indignas sea por actores privados o por quienes detenten momentaneamente el / los poderes públicos.

 

 

 

Documentos:

Los valores y su praxis. Introducción
Los valores y su praxis. Introducción

Visión

Los valores son la forma con la que el hombre se modela en el plano simbólico, permitiendo integrar el plano individual y el comunitario.
Los valores constituyen al arquetipo y le da sentido al Ser como distinto al Estar, al Vivir como distinto al Existir. , a la relación del uno con los otros (y vice versa ).
La verificación del cumplimiento de determinados valores es parte distintiva de las culturas.
Toda la acción humana (en tanto es parte de su cultura ) se articula sobre el eje de sus valores.
Si existiese conflictos entre los valores declamados y su utilización práctica como guía de las acciones de las personas, este conflicto se implantaría como una contradicción entre el Ser arquetípico y el real, trasladandose posteriormente lo conflictual al plano institucional y al plano social.
Así comienza a plantearse la destrucción en el SER SIMBÓLICO, que nos deja ante la alternativa, si no reconocemos y modificamos esta situación, de perder la articulación entre lo individual y lo comunitario; entre el uno y nosotros.
Por ello, consideramos que es necesario una actitud reflexiva y proactiva hacia la recreación de los valores y de su praxis, de la conciencia plena sobre cómo los valores implícitos condicionan a nuestras decisiones y éstas a su vez al contexto en el cual vivimos.
Esta recreación impone SER LIBRES para asumirla y RESPONSABLES para aplicarlas en el ámbito de nuestras acciones.
El único compromiso posible es con nuestras convicciones, sólo con estas.
Planteamos recrear los valores y su praxis comenzando HOY, UD. y NOSOTROS.

Misión

Sentimos que debemos acercar a las instituciones, como parte de la comunidad, el debate crítico sobre los valores y articular consensos constructivos sobre éstos.
La metodología propuesta tratará de instalar como parte del proceso de toma de decisiones la consideración de los valores consensuados, esperando posibilitar mejorar la calidad de vida, en particular en la institución y, a posteriori, del contexto en el que éstas se desenvuelven.


Objetivos

Acercar a la persona a participar y comprometerse con el cambio posible, desde su individualidad.
Darle a los valores la importancia que tienen y re-crear nuestro arquetipo y ser simbólico para poder re-crear la integración entre las personas y la sociedad que conformamos.
Establecer la conciencia sobre la relación entre los valores y su praxis.

¿Cuáles son las dificultades y los beneficios?
Tomar conciencia que son el conjunto de las visiones y decisiones de cada persona las que construyen la realidad que disfrutamos o sufrimos.
Ayudarlos a reenfocar la realidad a través de pensamientos alternativos.
Aceptar la crítica y la autocrítica como un punto de partida para reinstalar la discusión acerca de las metodologías, de las tecnologías, etc., y de las "escalas de valores" que utilizamos.

Transitar un camino juntos que nos permita reencontrarnos con el SER HUMANO, en el UNO y en el NOSOTROS.

Lic. Alejandro Jorge García

Los valores y su praxis. Objetivos del taller
Seminario – Taller (Hoy, sólo para el presente)

Porque no hablar de “objetivos” del seminario-taller propuesto
En el seminario–taller propuesto les motivaremos proponiendo el desafío de construir ,en conjunto, durante su desarrollo y a partir de los aspectos relevantes que emergerán, los “objetivos” para cada grupo participante.
Tal vez, sea importante considerar que, después o durante cada seminario exposición o taller, surjan en cada uno de nosotros, coordinadores y concurrentes, ( todos en definitiva “participantes”) un “reflexionar”, el cual nos conducirá, sea en forma grupal o individual, a algún replanteo, maduración o ratificación de estructuras de pensamiento o del contenido de dichas estructuras.
Todos los días amanece, pero cada amanecer es único e irrepetible.
Después de cada interacción de individuos o grupos, después de cada interacción con nosotros mismos, algo , esperamos, se habrá modificado, sea o no perceptible, ni los individuos ni los grupos permanecerán en su condición anterior.
Por ello, nos resulta muy difícil, a priori, plantear qué es lo que se podrá modificar en cada uno de ustedes, potenciales participantes, ni la utilidad que por situaciones contextuales o personales pueda resultar.
Podemos, si, con cierta inseguridad, intentar ser los “instaladores” de una “actitud” crítica, reflexiva y creativa hacia el tema que consideramos: LOS VALORES Y SU PRAXIS.
Queremos acercar a Uds. el “replantear” el contenido de nuestras estructuras de pensamiento, del conocimiento, sino además privilegiar la apertura de dicha estructura, su flexibilización y la liberación de la capacidad de imaginar, de imaginarnos, debemos pensar acerca de cómo pensamos, debemos observarnos como observadores, por encima de nuestras pautas de referencias previas.

Comunicación. Aislación. Tecnología. Vértigo. Globalización. Anomia. Realidad. Virtualidad. Egoísmo. Solidaridad.
Ante la dinámica que nos plantea el momento que nos toca vivir ¿podemos dejar de ser protagonistas?
La gesta de una “realidad” distinta sólo será si un pueblo la reclama, y sí sus líderes la asumen y encauzan hacia la construcción de un camino posible, concreto, de realizaciones.
Nuestro objetivo es interactuar con ustedes a través de este seminario-taller, para tratar de entender la realidad o lo que creemos que es la realidad.
Queremos, junto a ustedes, generar un proceso motivacional, en donde, sea el pensar la herramienta tecnológica que posibilite el “planteo” de nuevas propuestas y alternativas a las que usualmente usamos o nos vemos inducidos a usar.
Como líderes, esperamos puedan reinterpretar la realidad, y buscar los caminos de construcción posibles, alternativos y viables para esta o aquella organización/institución.
Esperamos, con esperanza, que la falta de “objetivos” del seminario-taller que proponemos, no sea correlato para vuestro desánimo, sino el inicio de un nuevo “ánimo”.
Los invitamos a que con vuestra presencia y participación, encontremos el “objetivo común” y vislumbremos las acciones para tratar de cumplirlo.

Lic. Alejandro Jorge García

Los valores y su praxis.Programa y organización
Seminario – taller “Los valores y su praxis”

Dirigido a: Personal de mandos medios, superiores y de dirección que se desempeñen dentro de organizaciones públicas y privadas.

Desarrollo del contenido temático

1. Acuerdos semánticos para posibilitar el desarrollo del taller .
a- qué entendemos por valor?
b- tipos de valor (moral, económico, etc.)
c-proceso de valoración: cómo determinar jerarquías
d- qué entendemos por moral? Qué entendemos por ética?
f-Otros términos relevantes

2. Breve introducción acerca de la evolución histórica de los valores
a-los valores morales como emergente de la fenomenología cultural
b-qué pasa con los valores morales en una cultura en transformación?
c-transformándonos para transformar: valores y praxis

3. Los roles del individuo
a-individuo y (en ) familia
b-individuo y (en) sociedad
c-individuo y (en) organización

4. Conflicto de roles y conflicto de valores
a.los roles del individuo y sus conflictos
b-los valores del individuo y sus conflictos
c-valores morales y roles : integración y coherencia

Pautas organizativas

Seminario taller
Si este contenido se desarrollara bajo la modalidad de “seminario-taller”, el máximo recomendable es de 24 personas y su duración dos jornadas de 6 horas netas.
Hay que adicionar:
a) café de inicio de 30 minutos (que posibilita iniciar puntualmente el taller)
b) dos intermedios de 15 minutos cada hora y media
c) un intermedio para lunch o almuerzo de 1 hora.
Jornada diaria: 8 horas
Total horas: 16 horas

También se puede organizar en 4 medias jornadas de 3 horas cada una, a la que se le adicionaría:
a) café de inicio de 30 minutos (que posibilita iniciar puntualmente el taller)
b) un intermedio de 15 minutos entre cada hora.
Jornada diaria: 4 horas
Total horas : 16 horas

Seminario
En caso de optar por brindarlo como “seminario”, el máximo recomendable es de 40 personas y su desarrollo se podría hacer en una jornada de seis horas totales.

Logística
En todos los casos la entidad contratante proveerán y se harán cargo de los gastos de traslado (sea aéreo y/o terrestre), alojamiento y comidas del o los profesionales disertantes, así como del lugar, materiales y elementos adecuados

Administrar el cambio
Administrar el cambio organizativo

Los valores y su praxis

Visión
Conciencia de los valores implícitos
–Los procesos decisorios y las consecuencias de las acciones generadas no son claramente evaluadas desde su impacto en la persona y en lo social.
–La incorporación de los valores en este proceso es crítico para poder reconstruir la integración entre los individuos y la sociedad .
–Para que los individuos seamos personas.

Estado de la organización
La organización es generadora de conflictos de valoración
–Se valora más un número representativo de un concepto económico ( rentabilidad ) que los conflicto humanos y sociales que esto genera.
–¿Puedo hacer cualquier cosa en nombre de la “rentabilidad”
–¿Es la “rentabilidad” equiparable por los decisores al juicio absoluto de lo que es “bueno” o “malo”?
–¿Es un nuevo “Dios” absolutista y tirano?

Objetivos
Nuestros objetivos:
–Recrear la opción de SER PERSONAS
–Comprometernos en el proceso de cambio de nuestra realidad
–Tomar conciencia de nuestra realidad, y de los componentes no materiales que nos permtieron construirnos en lo símbolico como SER HUMANO e integrarnos en SOCIEDAD, creando CULTURAS.

Planes de acción
Instalar el debate crítico y consenso constructivo en las organizaciones.
–Implantar el seminario-taller.
–Consensuar con los participantes su participación y compromiso.
–Dejar el proceso en desarrollo.

Programación
-Presentación de los coordinadores y participantes.
-Presentación del tema y aspectos conceptuales propios del seminario.
-Dinámica grupal.

Costos
-Financieros
-Recursos humanos
-Tiempo

Seguimiento del plan
-El Plan de Acción se debe medir en función de indicadores ad hoc que deben desarrollarse y determinarse con periodicidad.
-También hay que destacar los logros y las áreas que deben mejorarse

Cierre
-Volver sobre la visión.
-Pedir devolución de los participantes..




comercio exterior | finanzas | marketing | organización y sistemas | planeamiento integral | producción | recursos humanos | seguridad y medio ambiente

Los contenidos de esta página pueden ser utilizados libremente siempre que se haga mención a la fuente (www.deinas.com.ar) y al autor (LIc. Alejandro J. García).

      


.:: Zaikoms //
Diseño Web